Hebreos 5, 7-8: estudio histórico-exegético

Front Cover
Gregorian Biblical BookShop, 1990 - Religion - 392 pages
1 Review
Reviews aren't verified, but Google checks for and removes fake content when it's identified

From inside the book

What people are saying - Write a review

We haven't found any reviews in the usual places.

Contents

F Tradición judíohelenística
55
H Himno cristiano primitivo Diversas reconstrucciones
61
Conclusión
75
Objeto de la oración de Cristo
143
resurrecciónexaltación
149
Petición de la muerte
155
Conclusión
170
Contexto remoto
212
113
283
Conclusión
301
Copyright

Common terms and phrases

Popular passages

Page 137 - Los sacrificios no te satisfacen; si te ofreciera un holocausto, no lo querrías. Mi sacrificio es un espíritu quebrantado: un corazón quebrantado y humillado tú no lo desprecias.
Page 138 - Y cuando hubo tomado el libro, los cuatro animales y los veinticuatro ancianos se postraron delante del Cordero, teniendo cada uno arpas, y copas de oro llenas de perfumes, que son las oraciones de los santos...
Page 201 - reconciliar por él y para él todas las cosas, pacificando, mediante la sangre de su cruz, lo que hay en la tierra y en los cielos
Page 245 - Si el Espíritu de Aquel que resucitó a Jesús de entre los muertos habita en vosotros, el que resucitó a Cristo Jesús de entre los muertos dará también vida a vuestros cuerpos mortales por virtud de su Espíritu que habita en vosotros (Rm 8,11).
Page 284 - Nam el qui bene imperat paruerit aliquando necesse est et qui modeste paret videtur qui aliquando imperet dignus esse. Itaque oportet et eum, qui paret, sperare se aliquo tempore imperaturum et illum, qui imperat, cogitare brevi tempore sibi esse parendum.
Page 21 - Que todos sean uno, como tú Padre en mí y yo en ti, que ellos también sean uno en nosotros, para que el mundo crea que tú me has enviado.
Page 3 - Padre mío, si es posible, que pase de mí este cáliz; pero no sea como Yo quiero, sino como quieras Tú.
Page 37 - Dios le había asegurado con juramento que se sentaría en su trono un descendiente de su sangre, vio a lo lejos y habló de la resurrección de Cristo, que ni fue abandonado en el Hades ni su carne experimentó la corrupción.